marketing

Branding: todo lo que necesitas saber

Supongo que muchos os preguntaréis qué es branding y por qué lo leemos tanto en blogs o en las redes sociales. Digamos que es una estrategia de marketing que está adquiriendo mucha relevancia en los últimos años, debido a la existencia de una competencia brutal. Por ello, en este artículo os contaremos todo lo que necesitáis saber sobre el branding.

Concepto

Se puede definir como la estrategia de marketing enfocada a la creación de una marca que tiene como objetivo ulterior la diferenciación. Uno de sus máximos objetivos es la visibilidad, es decir, llamar la atención que, normalmente, se consigue mediante la diferenciación de las demás marcas similares existentes en el mercado.

Sin embargo, el branding es mucho más que una mera definición, ya que integra una serie de elementos o partes que definen lo que es la marca, su personalidad, beneficios, etc.

Para qué funciona

Mediante la diferenciación y creación de una marca conseguimos multitud de beneficios, ya que en Internet existe una competencia voraz y esto exige nuevas soluciones a las empresas. Esta diferenciación va a despertar sentimientos en los consumidores, configurando a la marca como innovadora, fresca, nueva, etc.

El branding se practica, sobretodo, en el mundo digital, pero es una estrategia de marketing bastante antigua, aunque no te lo creas. Mucha gente se puede sentir identificada con una marca por tener un lema en el que creen, unos colores que son sus favoritos o una política de empresa con la que están de acuerdo.

Con el branding se consigue un valor añadido que con otras estrategias no es posible adquirir. Esto lo conseguimos mediante la imagen de marca porque los consumidores ven con buenos ojos que una marca sea distinta a las demás al desencuadrarse del resto de marcas.

De lo que no hay duda es de que el branding tiene muchos objetivos, no sólo diferenciarse del resto. El problema que tiene es que, como casi todas las estrategias de marketing, sus beneficios se cosechan con mucho trabajo y esfuerzo, por lo que el ROI no es para nada inmediato.

Por otro lado, es una de las estrategias iniciales más recomendables que hay para aquellas start-ups o empresas que estén empezando un nuevo camino. Sin embargo, hay que tener claro cuál es el objetivo de esta estrategia, no vaya a ser que estemos esperando ganar millones de euros, cosa que no es fundamental en esta estrategia.

 

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *